Simetría


La simetría está ampliamente presente en la naturaleza y quizás por eso es una forma de composición muy empeada.
En el siguiente vídeo explican uno de las técnicas para conseguir imágenes simétricas.

Otro tipo de simetría que conoces es la simetría radial.
Desde antes de los antiguos egipcios, se conocían los principios de la simetría de reflexión y se pulían piezas de piedra caliza para formar ángulos y observar las imágenes multiplicadas.
En 1813 David Brewster, que se había dedicado intensamente al estudio de la óptica, publicó sus descubrimientos y poco después, en 1816, el inglés desarrolló y patentó un artefacto contenido dentro de un tubo para multiplicar imágenes y lo denominó
caleidoscopio
(del griego kalós=bella, éidos=imagen, scopéo=observar). Este artefacto gustó a todas las clases sociales y fue muy vendido.
Desde entonces, los caleidoscopios han sido usados como diversión, en el estudio de la matemática y en el arte. Hoy en día hay también versiones en internet y software que permiten realizar estas simetrías, por ejemplo esta apicación.
Si, por el contrario, prefieres construirlo
Necesitarás
  • Tres rectángulos reflectantes e iguales: pueden ser tres tiras de espejo iguales, dos CDs inservibles en buen estado,...
  • Cinta adhesiva.
  • Un cilindro hueco: puede ser un tubo restante del papel aluminio, papel de cocina,...
  • Tijeras grandes y fuertes.
  • Cartulina.
Además, opcionalmente
  • Un material translúcido para hacer tapas.
  • Cuentas de vidrio o plástico.
Instrucciones de Montaje
Estas instrucciones indican cómo hacer el caleidoscopio con Discos Compactos (CD), porque es un recurso de desecho común. Por supuesto que también se puede construir con espejos.
  1. Toma el CD e identifica los dos lados. Uno es más opaco que el otro.
  2. Corta tres rectangulos, lo más grandes posible, de dos CDs. De cada uno te saldrán dos piezas. Pide ayuda a un adulto si es necesario. Se requiere de tijeras grandes y fuertes. Trata de hacerlo sin que se desprenda la película plateada. Ten mucho cuidado con los bordes de los espejos o CDs, porque son cortantes. Para protegerte de los bordes filosos, cúbrelos cuidadosamente con cinta adhesiva sin desprender la película plateada.
  3. Haz un prisma triangular con las tres piezas y sujétalas con cinta adhesiva. Las caras reflectantes debe quedar hacia adentro. ¡Cuidado con tus ojos! No te vayas a punzar por accidente.
  4. Para evitarlo vas a introducir el prisma de espejos o piezas de CD dentro de un tubo de cartón. Si el tubo que escogiste es muy grande, puedes forrar el caleidoscopio con esponja, papel de periódico u otro material que le aumente el diámetro y lo haga quedar firme dentro del tubo.
  5. Ahora puedes construir un visor: una tapa con un agujero al centro, que tape el final del tubo por donde observarás y ¡listo!. Puedes cerrar la ventana externa del caleidoscopio con una tapa transparente que siga permitiendo que pase la luz. Esta tapa la puedes hacer de plástico de algún envase.
  6. Ahora mira a través del caleidoscopio una región iluminada. Mueve tu cabeza con el caleidoscopio para que veas imágenes cambiantes y múltiples.
Opcionalmente puedes construir con dos tapas de plástico transparente una cámara dentro del tubo, en la parte opuesta al visor y llenarla con cuentas de colores que al moverse generan infinitos diseños.
El siguiente vídeo te enseña como construir la versión completa con materiales reciclados.